Conectarse

Recuperar mi contraseña

Últimos temas
» Ficha de wolf horokeu usui
Mar Mayo 16, 2017 1:29 am por Ruan Arjurik Minford

» ficha añskdjf(?) ajem -w-7
Miér Feb 22, 2017 12:16 am por Ruan Arjurik Minford

» No hay tiempo que perder (Gajeel Redfox)
Lun Abr 04, 2016 8:18 pm por Gajeel Redfox

» Afiliacion elite resistanceunison
Sáb Abr 02, 2016 8:18 pm por Invitado

» AngieeRenders Foro | Afiliación Normal
Vie Mar 25, 2016 10:19 pm por Invitado

» Jormungand Boarding School [Cambio de botón - élite]
Vie Mar 25, 2016 12:08 pm por Invitado

» Love live! Next Gen -Afiliación Normal-
Vie Feb 19, 2016 2:42 pm por Invitado

» Tales of Crassis Kingdom (Afiliación Normal)
Dom Feb 14, 2016 8:04 pm por Invitado

» [Normal] Hero Association -One Punch Man Rol-
Dom Feb 14, 2016 7:04 pm por Invitado

El skin de style Blue es del creador Shoei, quién es el webmaster Keisuke Bishamon, esté skin fue diseñado única mente para este foro de Fairy Tail, si se nota algún robo o algo se denunciará (¡Se original!). Las imágenes usadas aquí, no son del staff, excepto algunos dibujos que hayan creado u algo, mientras lo demás no es de nosotros, se agradece ah: Google, ZeroChan, Deviantart y a sus dibujadores de fan art. El anime y manga donde estamos usando la temática es de Fairy Tail del creador: Hiro Mashima-sama. La historia donde estamos situada es del manga/anime, no obstante tiene algunas modificaciones y cosas agregadas. Las imágenes usadas aquí (editadas) son del foro, básica mente nos pertenece de está manera, si lo tomas es robo, puedes tomarlas de algún lado y hacer tu propias modificaciones, ¡Se autentico!, las tablillas usadas del foro también son de Shoei a excepciones las que salgan tablillas con otro crédito que no sean de él. Agradecemos también a FA (ForoActivo) sin ellos no hubiera posible esto ¡GRACIAS!.

Meribeth McCarthy [ID]

Ir abajo

Meribeth McCarthy [ID]

Mensaje por Meribeth McCarthy el Dom Abr 05, 2015 7:15 am

Si has nacido sin alas, no hagas nada por evitar que te crezcan.
Datos Básicos

Nombre: Meribeth Lorely McCarthy
Apodo|| Alias: Sheep - Megane - Corderita - Torpe(?)
Edad: 19 años
Sexo: Mujer
Signo zodiacal: Cáncer
Orientacion sexual: Demisexual
Raza: Mago
Magia: Objetos
Gremio: The Demons.
Sello del Gremio: Se encuentra en su abdomen en la zona inferior izquierda


Descripción Física

Una rubia con gafas, ¿No es un caso insípido? Meribeth es una joven que no pasa de sus 19 años de edad (por el momento), no pasa de  una estatura de 1.68 sin utilizar tacones (no es que utilizándolos aumente mucho su altura), Su cabello es rubio ondulado con las puntas del mismo en una tonalidad melón, suele atarse su cabello en dos coletas bajas con listones azules, cuando suelta su cabello llega a cubrir hasta por debajo de sus hombros, tampoco es muy largo pero al pasar su mano por este es una sensación suave y sedosa, Meribeth es de complexión fina, delgada pero sobre todo delicada, y vaya que lo es su estructura osea es demasiado delicada como si fuera diseñada con el propósito de ser una muñeca, ella nació con huesos frágiles como su madre, sin llegar al punto de tener la enfermedad de los huesos de cristal ( osteogenesis imperfecta) gracias a la poca suerte que ella posee, Siempre se le ve utilizando un Uniforme negro con bordados azul marino, medias negras hasta la mitad del muslo y tacones azul celeste; Ya que es el Uniforme que utilizan las encargadas de la casa hogar a la que le dedica la mayoría de su tiempo, pero suele vestir de muchas maneras igualmente, Sus gafas son muy preciadas para ella ya que pertenecían a su madre.

Descripción Psicológica

"La ignorancia es felicidad, hasta que se pone a prueba"
Meribeth es conocida por tener una suerte realmente mala, literalmente es una mujer a la cual pueden asegurar que ha pisado más de diez espejos rotos, pisado la cola de cientos de gatos negros y derramado más sal en la vida que la bruma del mar, esta rubia no cree en la mala suerte a pesar de cómo ha llevado su ritmo de vida, Una mujer con porte y serenidad, Meribeth McCarthey se puede definir como a una pequeña taza de porcelana tanto en personalidad como en físico, pero centrémonos en las acciones de esta joven desdichada, Siempre se le mirará con una sonrisa en el rostro no importe el mal por el que esté pasando, la situación más difícil que este afrontando ella siempre seguirá manteniéndose firme pase lo que pase, Una mujer educada con buenos modales a pesar de haber crecido en un hogar donde todos eran varones al ser hija única, Meri siempre tuvo un ritmo de vida muy ajetreado tras haber perdido a su madre con tan solo 6 años de edad, pero una mujer puede darlo todo con una sonrisa y recuperarlo después de una lagrima, Serena, sumisa y sobre todo "Tonta" ella simplemente no sabe decir "no", no puede distinguir (puede pero no lo acepta) cuando algo está llegando a su límite, muchos se han aprovechado de eso de distintas maneras, al tener pequeños problemas del habla al morderse constantemente la lengua gracias a su trastorno de la comunicación lo que demuestra que llega a ser bastante nerviosa en muchos aspectos. ¿Crees que ella sonríe porque es feliz?, realmente hay que mirarla dos veces inclusive más para asegurarse de su estado, Meribeth al ser la única mujer de la familia se le limitaba el salir al exterior por muchas razones, cualquier razón por más insignificante que fuera era un NO, automático para que siguiera encerrada en su habitación, "Las personas laceradas se alimentan de las emociones de otros. De sus fortalezas... y debilidades"; Eso fue exactamente lo que hizo Meribeth, intentar vivir dentro de una mentira así como hacerse creer a ella misma que estaba bien el no salir más allá de las cuatro paredes de su habitación, ella creció sin un solo amigo solo se limitaba a mirar por la ventana de su cuarto y las rejas del jardín de su casa como otros niños convivían, "no puedo quejarme" eso se decía siempre porque era la vida que le había tocado. Meribeth a pesar de tener una actitud un tanto “pasiva” al mismo tiempo suele ser bastante miedosa y la razón no es exactamente que no conozca en sí al mundo, No en lo absoluto.  Si no su severo problema de desconfianza en ella misma.  No podría confiarse ni su propia seguridad.
Ella le teme a muchas cosas pero puede manejarlo y vivir con eso.

"Abandona las falsas esperanzas, olvida el pasado: el daño ya está hecho."
¿El amor?, Ella solo conoce momentos realmente amargos para eso, solo tuvo una pareja la cual la dejó por otra mujer menos "Inútil" si bien, las palabras aun le retumban en su cabeza, sintiendo un hueco enorme en su corazón, McCarthy es una joven Demisexual por lo cual el impacto para ella fue más duro por razones psicológicas y respectivas a su tendencia sexual,  tardará y poco a poco sus heridas sanarán y logrará volver a amar nuevamente aunque ella realmente dude aquello, o mejor dicho la posibilidad de que se fijen en su persona tras las frías palabras que recibió.


Historia

Lo que reclamas no saber, es meramente lo que tu niegas.
Desde el día de su nacimiento estaba pre-escrito que esta joven no iba a tener una vida para nada fácil, tras haber nacido de un vientre débil de un embarazo que no había sido planeado, muchos de sus familiares tardaron en darse cuenta que ella sería una especie de bendición a su familia, Su madre decidió llamar a aquella criatura que había llegado sin previo aviso "Meribeth"; Su significado " La más hermosa", sin duda alguna era un bebé del cual muchos podrían envidiar estéticamente, Poco a poco sus familiares se fueron abriendo a ella llegando a amarla como si no hubiera un mañana, puesto que sus ojos siempre se posaban en la pequeña rubia. La señorita McCarthy amaba a su pequeña así como lo hacía el viejo McDuffin, literalmente parecían una de esas familias sacadas de una película radiante, de esas familia estereotipos, Una madre hogareña, Un padre trabajador y un par de hermanos los cuales eran el ejemplo de la pequeña rubia, ¡La familia perfecta! ¿Qué más podía desear en su vida? Día a día se esmeraba al lado de su madre en la cocina, en los bordados y en toda labor con la que pudiera colaborar a su lado. Era hija de un mago del Gremio Quatro Cerberos, sus dos hermanos iban por el mismo camino, a ella. . . bueno, no le interesaba mucho ser un mago aunque su familia se dedicara a ello,
La vida de Meribeth era sin duda alguna ante sus ojos y a los ojos de la sociedad, una familia llena de miel y azúcar. Nunca encontraban algún desperfecto con respecto a ellos. A pesar de las típicas disputas familiares, no había nada más  con respecto a ellos.
Una Tarde Meribeth despidió a su padre  que iba a una misión, aún recuerda su cabello castaño y sus ojos azules con una sonrisa que acompañaba a aquella mirada determinada.
-¿Vas a volver pronto papi? – Preguntó la niña con una mirada no muy convencida con respecto a aquel viaje que el mayor emprendería.
-No te preocupes Sheep –Comentó posando su mano en la cabeza de la niña para revolver su cabello –Papá regresara en menos de lo que puedas decir “Dolly” –Comentando bromista mientras tiraba de la mejilla de su padre.
-¡Por la lana de Dolly papá! –Dijo con un tono divertido tomando la mano que tiraba de su mejillas, abrazó a su padre con una sonrisa en su rostro – Te quiero –
Fueron las últimas palabras que se dijeron entre ellos, fue el último adiós, y ella no lo había aprovechado como se debía, ni siquiera estuvo preparada para aquello, ¿Quién lo hubiera imaginado? ¿Quién le habría dado el anuncio? ¿La noticia? ¡Algo!, Su padre había muerto durante la misión, La noticia le había caído como una gota de agua fría sobre los hombros helando su ser desde adentro hacia afuera. Solo podía mirar a su madre llorar con despecho, a sus hermanos sentados en la sala con un desgano enorme, Intentaba, más no podía, Intentaba ser fuerte con todas sus fuerzas, pero no podía.
Sentía el corazón hecho pedazos, y un hueco sobrante dentro de ella, El aroma a cigarrillo mentolado que su padre dejaba por toda la casa y aquel aire animado que se miraba día a día dentro de la casa McDuffin.
Todo comenzaba de nuevo, todo ciclo terminaba y uno nuevo comenzaba, así sucedió dentro de la casa de Meribeth, solo que. . . había algo diferente, algo nuevo, no se podía describir a simple vista, puesto que aquella familia modelo se había comenzado a desmoronar en pedazos, Mejor dicho, se había desmoronado desde que el padre de familia había muerto. Tiempo muerto, vida muerta, un lugar que comenzaba a podrirse desde la raíz.
La señora McCarthy había caído presa del vicio de la apuesta y la bebida, dejando a sus tres hijos de lado, descuidándolos y sin tener mucha importancia de que pasara con ellos, Claro que Ronald el mayor de los tres se dio cuenta rápidamente de esto, a lo cual intentó tomar cartas en el asunto. Lo único que recuerda Meri es estar al lado de Boomer, su otro hermano escuchando la disputa de su madre bajo los efectos del alcohol y el mal temperamento de su hermano Ronald.
Era horrible, estar escondida con su hermano mayor cubriendo sus oídos para evitar escuchar las agresiones verbales, y las botellas salir volando fuera de control, su casa era un total caos, No podía evitar derramar una que otra lagrima al mirar su paraíso derrumbarse poco a poco.
“-No te preocupes, piensa en un lugar mejor, vete a tu propio país donde puedas ser feliz –“
Escuchó a sus espaldas, era su hermano mayor hablando, hizo lo que le dijo emprendiendo todo lo posible para irse a otro mundo, dejar la realidad un rato, ponerse a volar y no tocar más la tierra en lo que restaba de la noche, puesto que aquellas disputas solían durar un buen rato. Y claro, no tardaba nada en quedarse dormida para no seguir escuchando lo que sucedía. Así transcurrió su vida un mes, escondiéndose cuando ocurrían esas discusiones, Lo peor era cuando Boomer no estaba, No sabía que hacer, a donde correr, más recordaba “Ve a tu propio mundo “.
Meribeth intentaba hacer que esa fuera su solución a la mayoría de sus problemas, dejando de lado lo que era el corazón en la tierra y la imaginación perdiendo la gravedad, era mejor que nada, era mejor que estar escuchando como se mataban unos a otros en la planta baja de su propia casa. Solamente quería irse a otro lugar donde no tuviera la necesidad de escuchar y mirar. De sufrir y llorar, De reír y cantar, Quería volverse la Nada.
Una noche como cualquier otra algo había distraído su sueño, iba en brazos de Ronald seguido por su hermano Boomer, sin duda alguna le temía a su hermano mayor, pero, algo que la dejó atónita y sin saber que decir, preguntar o siquiera ponerse a pensar ¿Qué carajos había sucedido?, era mirar a lo lejos lo que solía ser su casa hundirse en cenizas, nunca tuvo una versión cierta de la historia, sus hermanos nunca le dijeron que había sucedido con exactitud, a lo que ambos siempre respondían que había sido un “ Accdiente “ que su madre no se había logrado salvar. Hasta la fecha sigue creyendo esa historia, sigue siendo bastante ilusa como para seguir creyendo esa historia.
No dijo nada, no preguntó nada, solo intentó volver a conciliar sueño entre los brazos de su hermano mayor dejando pasar el pasado en el pasado.
Para su mala suerte su infortunio no dio fin con aquello, Sin duda alguna ella sintió como si hubieran hecho un pacto con algún ende maligna para que llegara a  atarla con cadenas a un final horroroso. No tardó en volverse una “esclava doméstica” si exactamente como los elfos que se miran en la saga de películas de J.K Rowling, Meribeth a su corta edad ya era una especie de “pequeña ama de casa”
“ Meribeth, la cocina “, “Meribeth El suelo está sucio de nuevo, límpialo “, “ Meribeth, las cortinas se volvieron a empolvar, sacúdelas de nuevo “. Realmente no sabía cómo todo había terminado de aquella manera, todo siguió su curso como si fuese una pequeña cenicienta, y con ello los años fueron avanzando de poco a poco. Ella aprendió a utilizar la magia de Objetos de una manera un tanto peculiar, con la ayuda de su hermano Boomer y una vieja señora a quien ayudaba, una vieja maga de Lamia Scale.
Aquella mujer de nombre “Dinora” quería mucho a la pequeña McCarthy, Meri solía salirse de su casa en varias ocasiones para poder ir a visitarla y tomar una buena taza de té con miel a su lado, un momento para ella, un momento de paz, un poco de descanso para su persona.
Meribeth en aquel entonces tenía prohibido abandonar la casa, no debía hacerlo o se metía en enormes problemas con su hermano Ronald, pero, bueno es mejor pedir perdón que pedir permiso como quien dice, siempre salía a escondidas de su hermano para poder visitar a la anciana. Hasta que un día la atrapó, se supone que las personas dentro de una edad puberta suelen tener miles de amigos, suelen ser felices, sonreír y tener una vida como la de cualquier otra persona, bueno . . . A ella no le había tocado aquella bendición de la que muchos se quejaban.

Meribeth no sabía qué hacer ante los regaños de su hermano, y no lo supo, mejor dicho ni se lo miró venir llegar, solo sintió un ardor enorme en su mejilla y su cuerpo en la duela de la sala, ¿Le había levantado la mano?, lo había hecho claramente, No hizo nada solo mirar el suelo con una mirada atónita escuchando los reclamos y regaños, pero realmente no sabía la verdadera razón del porqué la regañaban de tal manera, ¿qué había hecho mal en verdad? Solo había salido a visitar a Dinora . . . no encontraba el mal en aquello, no tenía razón para golpearle de aquella manera.
-Dime en que me equivoque, y  me disculparé –Dijo ella en voz alta con la voz un tanto quebradiza  -Pero si no he hecho nada malo. . .¿Por qué me pegas? – Cuestionando a su hermano Ronald solo se ganó más de lo que le esperaba, jamás había esperado aquello por parte de él, mucho menos ser agredida sin saber el porqué. Recuerda el sentimiento de odio inmenso que le recorría por las venas, la sangre le hervía de coraje, y una enorme impotencia que abundaba en su corazón.
Realmente estás sola.
Boomer solo escuchaba, Nada miraba, Y solo pensaba, ¿Pero realmente estaba haciendo un buen trabajo de hermano mayor? Para nada,  realmente no lo hacía y aquello se le cruzó por la cabeza durante toda una semana, hasta que decidió algo, una madrugada despertó temprano a su hermana Meribeth, le dio una mochila y  la hizo escapar de casa ella sola, A donde ella fuera, pero no seguir más con aquellos pesares con los que cargaba.
Sintiendo como si le hubieran cortado unas largas cadenas que pesaban, sentirse libre era algo que le venía de maravilla en ciertos aspectos, más no conocía mucho del mundo, no lo hacía. Al comienzo fue difícil, pero se quedó con la señora Dinora un tiempo. Aquella mujer comenzó a llamarla “Sheep”  cosa que no le sorprendía, su padre McDuffin la llamaba “Corderita” cuando niña, no la deprimía, más bien, le hacía sentir nostálgica de una manera impresionante, ayudaba a la señora en su vida diaria, y claro aquella mujer se torno en parte de su familia, actualmente, la única que poseía.
Poco tiempo después conoció a su “Primera pareja” si se le podía llamar de aquella manera, realmente no sabía de qué se trataba, pero solamente hacía como que estaba de acuerdo con aquella “relación” se llevaba toda clase de disgustos, hasta cierto punto tenía el coraje de discutir con aquel joven de nombre Donovhá. Habían veces en que las discusiones se le iban de control, y no terminaba nada bien, más, una de ellas fue el colmo de todas. ¿Por qué razón? Bueno, es una historia bastante divertida.
Era una tarde, cerca de otoño en la noche de Halloween, McCarthy se encontraba guardando unos libros en su bolso a la vez que secaba sus lágrimas, había cumplido 19 años para ese entonces, y llevaba más de un golpe en sus brazos y uno en sus costillas, negó con la cabeza tomando su bolso para salir sin que nadie se diera cuenta y salir un rato al bosque, a veces se sentía idiota, demasiado idiota por ser tan tonta e ilusa. En sus manos llevaba un libro de remedios médicos, entre muchas variaciones de libros.
Había entrado a lo más denso del bosque, donde todo era más profundo y solitario, Todo callado sin ningún disturbio aparente, no hizo mucho, solo se sentó en el nacimiento de un enorme árbol con un tronco que parecía muy viejo, acomodó sus mangas con cierta rabia naciendo de ella, un enorme coraje que se reprimía de sobremanera, Sentía una especie de odio puro por alguna razón, era algo que le encantaba evitar e intentar sonreír de todos modos, cosa que era lo que común mente hacía, más sostenía el libro como si quisiera deshojarlo para dejarlo sin nada, descargar la furia que sentía desde el interior de su corazón, pero. Cedió y calló al escuchar a alguien, una persona.
Tragó grueso para relajarse, parecía bastante amable, Un joven de cabellos azabaches de tonos azulados y una cicatriz en su rostro, hasta la fecha se sigue preguntando “¿Por qué fui tan estúpida?” exactamente todo tiene una razón, y se debe pagar un precio enorme de tristeza para poder conseguir la cantidad equivalente de felicidad, más, para ella parecía que nunca iba a llegar. Aquel joven era bastante amable, ofreció ayudarle con los golpes de sus brazos, algo no le cuadraba bien, pero cerró sus libros y los guardó en su bolso para ir tras él, algo no estaba francamente bien.
Poco a poco miraba como todo se oscurecía, y se volvía denso como la noche, intento ignorarlo pasándolo por alto, “ todo está bien” se repetía en su mente, hasta que grandes puertas se cerraron tras ella dejando ver la verdadera naturaleza macabra de aquel ser, ¿Qué era aquello?, Su actual compañero de gremio y equipo Kokuryuu Ren, una persona demasiado hipócrita que le había enganchado con amabilidad para terminar en aquel gremio de magia oscuro.. . de nombre “ The Demons” Intentó escapar, intentó pedir ayuda, Quería volver al lado de la señora Dinora, llamaba a Boomer en ciertas ocasiones, pero. . . todo era francamente inútil ya que había firmado su sentencia en un callejón sin vacío.
Las primeras semanas, no abandonaba su nuevo hogar, no daba la cara por ningún lado, mucho menos dar señales de seguir viva, era un miedo enorme el que le inundaba,  Hasta que un día, decidió salir, mirar e intentar conocer, ese mismo día consiguió su marca de  gremio que se encuentra situada en su abdomen en la zona inferior izquierda, No encontraba gracia alguna de estar en un lugar como aquel, intentaba ignorar y lo hacía muy bien, ignorar su alrededor, todo lo que estaba a su alcance, aquellos murmuros, aquellas miradas, todo lo que se le clavaba de cerca hacía que se le erizara la piel hasta el tétano de los huesos.
Al llegar al comedor, miro a todos lados, ahí estaba la persona de la cual actualmente, está enamorada, Su nombre, es Roger, Un peliverde bastante. . . . Bueno, ella le diría “especial” pero hay miles de palabras para poder describirlo, no lo niega, la primera vez que le miró dio media vuelta con el rostro rojizo para perderse de nuevo entre los pasillos del gremio. Claramente se nota de su gusto por Roger, y de una extraña Manera considera a Kokuryuu como su mejor amigo.
Tras unos meses recibió un presente, una mascota de extraño linaje, Una acompañante, No era de sorprenderse, siempre estaba muy sola, y no le gustaba acercarse a nadie de aquel gremio que no fuera Kokuryuu y Roger, en sus manos, llegó a tener a Nymphia, un presente del peliverde que cuida y acompaña a todos lados, Si, su vida no  ha sido exactamente mieles, pero tampoco se debe de desesperar, que días felices se asoman a llegar.

datos extras +speciales.


• Le gustan tocar el arpa de vez en cuando.
• Sabe cocinar (Aunque eso implique un riesgo a sus dedos al ser torpe)
• Es miope, sus hermanos la molestaban llamándola topo
• Una vieja maestra de jardín de niños donde ella ayudaba comenzó a Llamarla Sheep ya que parecía un pequeño cordero perdido.
• Sus hermanos mayores "Ronald" y " Boomer" siguen vivos, solamente a perdido contacto con ellos. No lo menciona, ni mucho menos se atreve a pensarlo, pero en verdad quiere volver a ver o saber alguna noticia de ellos dos, ya que son la única familia que le queda en esta vida.
• Es bastante influenciable ya que a menudo no puede tomar decisiones por cuenta propia, de esa manera terminó en un gremio oscuro.
• Le tiene un enorme pavor a Kokuryuu, siempre que lo mira le saca la vuelta para no tener que entablar conversación con él, pero al mismo tiempo de una rara manera lo considera su mejor amigo.
• Tiene una manía, en decir " Ara rara " cuando no entiende algo, suele ser un estado " En blanco" por así decirlo.
• Nunca acepta alcohol, ya que tiene a ser muy susceptible a embriagarse, No soporta el alcohol
• Meribeth se cambió su apellido McDuffin por McCarthy, que es el apellido de su madre.
• Es demasiado lista, muchos dicen que podría ser una Wikipedia con Patas(?), pero la razón exacta es que siempre termina al menos dos libros cada semana, es la manera en la que suele distraerse y pasar un poco el rato.
• Meribeth tiene una tendencia limerética, aunque es algo realmente incierto hasta el momento de ahora, solo se sabe que está enamorada de Roger, pero es fácil confundirlo con Limerencia.

TABLILLA BY {SHOEI}
Trinity Glassfield - Blazblue


Nymphia

Merow ~
DATOS BÁSICOS

–– Un animal tierno, con un poder aterrador

–– Nombre de la Mascota; Nymphia

–– Edad; 2 años

–– Gremio; The Demons

–– Signo; Desconocido

–– Sexo; Hembra

–– Magia;  Hielo.

-- Descripcion Fisica de la Mascota;
Es un animalito cuadrúpedo de pelaje pálido y zonas con pelaje rosado, es pequeño igualando la altura de un zorro además de ser muy ágil por su complexión, Nymphia posee dos ojos azules de una tonalida clara como los de Meribeth, Su cuello lo adorna un moño blaco que conecta unos listones blancos con toques rosados y azules, Es un animalito bastante femenino y demasiado tierno de apariencia.

-- Descripcion Psicologica de la Mascota;
¿Miran a Meribeth? Bueno, dicen que las mascotas se parecen a su dueño, pero esta es la total excepción al respecto, Nymphia es demasiado extrovertida, le gusta estar entre grandes multitudes y seguir el paso a su propio ritmo, es demasiado animada y sin mencionar que le encanta estar al lado de Roger, a pesar de que Meribeth siempre la aleja del peliverde por miedo y vergüenza a que este causando molestias. Nymphia suele ser bastante energética, se la pasa corriendo de un lado a otro y conviviendo con toda naturalidad con muchas personas, McCarthy teme que algo le pase a Nymphia estando en un gremio de pura gente de mal, Pero a la criatura pareciera no importarle.
Le encanta el sonido del arpa que suele tocar su dueña, así como le encanta estar a su lado al momento de cocinar distintos postres y dormir a su lado en una cama caliente. Es muy vaga y no le gusta hacer trabajos que requieran "responsabilidad", pero sobre todo es demasiado bromista con la propia Meribeth.
-- Imagen de la Mascota:
Spoiler:



Última edición por Meribeth McCarthy el Jue Abr 23, 2015 5:39 am, editado 10 veces
avatar
Meribeth McCarthy
Rango E
Rango E

Mensajes : 8
Fecha de inscripción : 05/04/2015
Edad : 20
Localización : Sufriendo Bullyng por parte del Joven Kokuryuu. . .

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Meribeth McCarthy [ID]

Mensaje por Keisuke Bishamon el Dom Abr 05, 2015 8:50 pm

Cuando termines postea a continuación <3
avatar
Keisuke Bishamon
Jefe Disciplinario
Jefe Disciplinario

Mensajes : 206
Fecha de inscripción : 28/03/2015

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Meribeth McCarthy [ID]

Mensaje por Meribeth McCarthy el Jue Abr 23, 2015 3:56 am

Listo <3 ;w; -por fin acabo-


I'm Hiding:

avatar
Meribeth McCarthy
Rango E
Rango E

Mensajes : 8
Fecha de inscripción : 05/04/2015
Edad : 20
Localización : Sufriendo Bullyng por parte del Joven Kokuryuu. . .

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Meribeth McCarthy [ID]

Mensaje por Shoei Bishamon el Jue Abr 23, 2015 5:41 am

Ficha Aceptada
Ya puedes firmar los registros
avatar
Shoei Bishamon
Rango E
Rango E

Mensajes : 4
Fecha de inscripción : 21/04/2015

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Meribeth McCarthy [ID]

Mensaje por Contenido patrocinado


Contenido patrocinado


Volver arriba Ir abajo

Volver arriba


 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.